domingo, 27 de diciembre de 2015

De cerros y lomas en Salamanca, Guanajuato.

   A pesar de que veía el cerro Gordo y el Culiacán, casi desde cualquier punto de Salamanca, me refiero a cuando era niño, siempre afirmé que esta era una llanura, es decir, nunca le puse atención a que, efectivamente, estamos en el Bajío, en una de las zonas más planas de México, pero aun así, hay cerros y lomas. Ahora que he tenido la oportunidad de caminar por los distintos rumbos del municipio veo de cerca esas elevaciones que siempre fueron puntos de referencia, desde que se concibió la creación de una población de españoles a la cual se le otorgó la categoría de Villa y el nombre de Salamanca. Hagamos un recorrido visual por esta orgorafía salmantina.

  Hacia el norte tenemos estas elevaciones que son parte de la Sierra de Codornices, por ahí es en donde está la zona arqueológica (en el abandono) de Los Edificios.

   Esta es la zona de Barrón, rumbo nor-oriente del municipio.

   Viendo hacia el oriente desde La Ordeña.

   La cañada (eso creo que es) por el rumbo de Marigómez.

  Esto se llama El Terrero, no hay que confundirlo con San Martín, el Terrero está entre Marigómez y Terilla de Barrón.

  El rancho de La Ordeña.

   La Loma de Flores.

 El Cerro Gordo.

 Inconfundible, el Culiacán, que no está en Salamanca, sino en donde se juntan Cortazar y Salvatierra y se domina por todo Salamanca.

  Si bien esta hoya está en Valle, la foto la tomé desde Salamanca, por el rumbo de Santo Domingo.

 Este cerro no se como se llama, quizá Uruétaro, es dónde está la FIMEE.

   ¿El Cerro Prieto? no estoy seguro, es en donde está el Rancho Santa María.

  El Cerro Blanco (creo).

   La hoya de Parangueo vista desde Santo Domingo.

   El Cerro de la Cal.

El Cerro de la Cruz.

  Es Pedro González en su Geografía local del estado de Guanajuato quien nos dice exactamente cuales son los cerros y lomas que hay en Salamanca.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada